lunes, 17 de octubre de 2011

Buda + Geisha + Gato


La imagen del gato pintada la semana pasada viene a completar la imagen de este mural que había pintado hace un par de años, con la inauguración del skatepark de Navia. Donde ahora está el gato, estaba la imagen de una chica con kimono de Karate que no pude terminar ese día porque se me acabara cierto color. Más adelante tampoco busqué la ocasión de retocar la imagen, que por otro lado no me gustaba su resultado, y fue pasando el tiempo, y como no era un trabajo remunerado sino un ámbito para practicar en forma de regalo al ayuntamiento, fue quedando sin terminar. Encontré una foto de un gato en internet que me pareció muy bonita y clara y me apeteció pintarla. El tamaño de la pared (unos 3 metros de altura) y el lugar esquinado me parecieron muy interesantes para este felino rostro. La imagen original es de colores pardos claros, pero decidí hacerla en verdes para aprovechar pintura sobrante y darle un toque especial.
Por lo visto el gato también estuvo allí, y eso me permitió ampliar las 2 dimensiones del graffiti a 3 y ocupar el entorno:



Localización: vestuarios del polideportivo de El Pardo (Navia, Asturias)
Tamaño: unos 3 metros de altura
Material: pintura en spray
Tiempo de realización: unas 7 horas

Por cierto, si alguien está interesado en tener un gato, hay muchos de ellos a punto para ser adoptados a través de la asociación Gato Feliz.

3 comentarios:

Mª Teresa Martín González dijo...

Eres un artista, sin duda. Un gran trabajo.

Un saludo.

Anónimo dijo...

Cuando vuelva a gobernar el PP en Navia, volverá a verse esos vestuarios como Dios manda, alicatados de Porcelanosa, y no como ahora que son de ponzonianosa. Dan un aspecto sucio y descuidado.

Jose García Carrera dijo...

Soy el primero en reconocer que el aspecto general del edificio no es perfecto, pero, en cuanto a los grafitis, tiene un motivo: los hemos pintado gratis. La mayoría de los que hemos pintado en esas paredes en los últimos 4 años somos profesionales y sabemos cómo se consigue un buen resultado. Pero gratis, como todo, quizá no es la manera.
Algunos de los grafitis no me negará que son estupendos, y otros no tanto. Personalmente he planeado cómo mejorar los que no están perfectos y lo hablé con el ayuntamiento.

Y por cierto, si por alicatados y porcelanosa entendemos un polideportivo en el que se pasa frío incluso después de media hora de ejercicio, y que siempre estuvo sucio, podríamos empezar el debate sobre esas cosas. De todas formas espero que entienda que mi blog no es un espacio para hablar de política de partidos municipales, sino como base de datos de trabajos artísticos.
Respecto a esto, si el grafiti no le parece arte, es una discusión en la que no pienso participar porque me parece innecesaria.
Por otro lado son numerosas las personas del concejo y visitantes que dicen que esos grafitis están estupendos.

He de añadir también que no me hiere gran cosa si finalmente se borran estos grafitis. Ya han cumplido su función. Han estado mucho tiempo expuestos. Suelo entender el grafiti como arte relativamente efímero. Si se borran, uno puede sentir nostalgia pero no tanto como pena. Aunque sí la sentiría si fuese porque no se considere arte y todas esas ideas absurdas. Yo por mi parte probablemente siga encontrando clientes que me paguen por hacer esto. Si es un ayuntamiento, y quieren un resultado redondo sin parches como en este caso, sólo tienen que hacer un presupuesto.

Un saludo.